Síguenos en...
¿Buscas actividades de aventura? Pincha en River Guru

TECNICAS DE RESCATE CON KAYAK: Autorrescate en aguas bravas

En un momento u otro, todos los kayakistas vuelcan. Es parte del deporte. Si estás bien preparado, volcar no es un gran problema. Pero si no lo estás, puede ser muy peligroso.

 

Es importante saber que la mejor manera de evitar problemas en un vuelco, es básicamente practicar los apoyos y el eskimotaje, pero también debemos saber que no siempre funcionará, y por ello debemos estar listos para un evento como este. Por eso, en este artículo, vamos a contarte exactamente cómo puedes prepararte para esta situación inevitable y qué hacer cuando te encuentres en ella.

 

Antes de salir a navegar con tu kayak por aguas bravas, aprende a navegar con confianza en aguas tranquilas. Los principiantes no deben lanzarse a los rápidos antes de comprender el entorno y perfeccionar las paladas, apoyos en aguas tranquilas. Cuando hablamos de aguas tranquilaas, nos referimos a ríos con corrientes sencillas con pocos obstáculos y curvas sin excesiva fuerza de inercia.

 

TEN UN PLAN ANTES DE VOLCAR

Nunca se sabe lo que puede pasar cuando se está en el agua. La posibilidad de ser zarandeado en aguas bravas o volcado por una ola es muy real.

Sin duda, lo más importante que hay que hacer mientras se navega en kayak, es llevar un dispositivo personal de flotación (chaleco). Independientemente del tipo de kayak que practiques o de lo buen nadador que seas, es crucial que todos los kayakistas lleven uno en todo momento mientras estén en el agua.

 

HAZTE CON UNOS GLOBOS

Para los kayakistas que no tienen mucha experiencia y tienen boletos para nadar, los globos son una ayuda muy interesante. Son balones de nailon resistente, con la forma interior del kayak, que van por dentro. Se sitúan tanto en proa como en popa. Estos globos, ocupan el aire que hay dentro del kayak evitando la entrada de agua en estas zonas. De esta manera, cuando volquemos y salgamos del kayak, este no se llenará completamente de agua. Hay que tener en cuenta que el volumen medio de un kayak ronda los 300 litros. Si se llena de agua completamente estamos hablando de 300 kg que se mueven río abajo. Reducir el volumen de agua que entra en los kayaks es muy importante, sobre todo si queremos hacer un auto rescate, o si apreciamos la vida de nuestro kayak (si no lleva globos flotará muy poco y golpeará el fondo mientras es arrastrado por la corriente.

 

CALIENTA BIEN TU CUERPO

Antes de entrar al agua, mientras aún estás en la orilla, practica cómo apoyar la pala para recordar a tu cuerpo cómo se hacía. Simula un apoyo y calienta bien la cadera. Asegúrate también de que la anilla de agarre del cubrebañeras está fuera de la bañera y delante de ti. En el agua, calienta de nuevo la cintura y realiza apoyos sencillos cada vez más comprometidos, sin arriesgar en exceso. Un remojón temprano puede enfriar el cuerpo y volverlo un poco rígido para el descenso. No interesa comenzar mal el descenso.

No obstante nuestro artículo trata sobre que hacer en caso de vuelco y como rescatarse a uno mismo, así que todos sabemos cual va a ser el destino de nuestro kayakista modelo.

 

AUTORRESCATE DESPUÉS DEL VUELCO

Si tu última apoyo no ha evitado que el kayak se incline en exceso y ahora has volcado, mantén la calma y sigue estos pasos para liberarte con seguridad del kayak.

Paso 1: Salir del kayak

Inmediatamente después de volcar, lo primero que debes hacer es salir. Esta es la técnica que te separará de la bañera mientras estás sumergido bajo el agua. Si es posible, intenta sujetar tu pala, pero no te estreses demasiado si lo pierdes, podrás recuperarlo después de haberte separado de la embarcación de forma segura.

Inclina el cuerpo hacia delante lo más cerca posible de la cubierta. Una vez en esa posición, agarra la anilla del cubrebañeras. Si has conseguido sujetar el remo, hazlo con la mano libre. Tira de él para liberar el faldón.Coloca las manos en la bañera y empuja el kayak con los pies. Tu cuerpo saldrá hacia atrás del kayak. Si te quedan dudas, puedes visitar nuestro artículo como salir del kayak para nadar donde lo expclicamos con más detalle.

 

Paso 2: Des-volcar el kayak

Un paso muy importante para que el kayak no se llene de agua es, dar la vuelta al kayak. Si contamos con globos, nos será más fácil mantener el kayak a flote y por tanto darle la vuelta. Si no contamos con globos, debemos darle la vuelta antes de que el kayak se llene completamente. Para des-volcar el kayak súbete encima del casco (con el kayak volcado) agarra el canto de la bañera (el opuesto al lado donde tu estás), y tira del casco hacia ti.

Una vez has desvolcado el kayak SUELTA LA BAÑERA. Nadar apoyándote en la bañera hará que el kayak se llene de agua.

 

Paso 3. Empuja el kayak hacia la orilla.

Colócate en la parte trasera del kayak y piensa que vas a usar el kayak como una tabla de surf. el objetivo es subir la tripa encima de la popa. Con las piernas todavía en el agua, podrás patalear para hacer avanzar tu nueva tabla de surf. Si todavía conservas la pala. puedes meterla en la bañera y así no te molesta para hacer el auto-rescate.

Si esta manera se te hace muy dificil, agarra la anilla de proa y desde el agua tira del kayak mientras nadas. Es algo similar a cuando se tira de una compañero que tiene dificultades para nadar.

 

COMO VACIAR EL KAYAK

La mejor manera para continuar la marcha es salir a la orilla y vaciar el kayak para embarcar desde cero. Vaciar el kayak puede ser una tarea muy agotadora, conviene hacerlo con cabeza. Si hay posibilidad pediremos ayuda a un compañero, sino, sigue estas instrucciones:

 

  1. Saca la proa fuera del agua con el barco desvolcado. Asegúrate que no se resbala.
  2. Sitúate en la popa (puedes estar con medio cuerpo dentro del agua) y vuelca el kayak. El agua comenzará a salir por la bañera. Es un momento en el que hace falta un gran esfuerzo, pero una vez que el agua vaya saliendo el kayak pesará menos.
  3. Recoloca la proa un poco más alta de manera que toda el agua venga hacia la popa. Con el agua en la popa volvemos a levantar la popa para hacer salir el agua por la bañera. Siempre que tengamos la proa alta, al bajar un poco la popa,  conseguiremos que el agua vuelva, y podamos de nuevo levantar para vaciar lo que quede de agua.
  4. Abre el tapón que se encuentra en la popa y pon el kayak de pie, en forma vertical sobre la popa. Termina de vaciar el kayak y NO OLVIDES CERRAR DE NUEVO EL TAPÓN

 

EMBARCA DE NUEVO

En ocasiones la orilla no es lo plana y lisa que desearíamos y se nos hace dificil embarcar. Si el kayak se resbala sobre una cuesta, busca una piedra, a poder ser redondeada (para que no raye el plástico) y calza tu kayak. Evitará que te deslices mientras embarcas y te pones de nuevo el cubrebañeras.

Publicado
el 05-03-2024
compartelo...
Últimas noticias
Comparación entre los kayaks de drago rossi DR9 DRX y DRS. Kayaks para creek y aguas bravas disponibles en RIVER GURU Shop en Murillo de Gallegoleer más
técnicas de rescate con kayak en aguas bravas. Ayudar a un compañero que sale del kayak para nadar. Que hacer cuando un compañero abandona su kayakleer más
Tecnicas de seguridad y rescate para kayak: Como hacer el auto rescate con un kayak en aguas bravas. Sal solo del agua a la orilla tras un vuelco. leer más
PÁGINA DE FACEBOOK

Nuestras marcas:

RIVER GURU Group:

Con la tecnología de